martes, 31 de diciembre de 2013

Parásitos miedosos y mediocres

  
Mistress Roxy, de acuerdo a la visión de cheshirecat

 
   Mi libertad no es una neurosis activista por encontrar cadenas ajenas y venderles las recetas para su liberación.

   Una madrugada, tras haber asistido a un concierto de Kiss, llena de adrenalina y frenesí rockanrolero, escribí una columna citando al propio Paul Stanley  sobre lo inspiradora que resulta la vida cuando te decides a vivirla desde el descubrimiento y la búsqueda de tu propia individualidad, sin dejarte arrastrar por rebaños mediocres ni consignas ajenas. Casi, casi, un leitmotiv en mi blog.

   Pero los que hoy me traen al teclado son los mentores del concepto opuesto. Los que parecen nunca estar conformes con su propia vida y desde su perpetua insatisfacción, pretenden darme clase a Mí y a muchos más y me avisan que es hora que cambie mi forma de pensar y de actuar. 

   Las excusas que me dan son cuantiosas y variadas: desde mis hábitos de vestir hasta mis gustos sexuales, desde mi convicción de como una mujer puede dominar su entorno sin por eso renunciar al cuidado de una familia, de cómo puedo rechazar envolverme en causas reivindicativas sin por eso convertirme en cómplice de abusos. De cómo mis fetiches suelen coincidir con fantasías masculinas (ah, esos machistas sin perdón que gustan de todo aquello que vuelve a las mujeres más bellas y deseables) y mi utilización descarada y explícita de todo recurso femenino para obtener lo que deseo, arrastrando hasta el subsuelo la tan mentada y proclamada igualdad.

   La mayoría de estos inspiradores del desconfort suelen confesar historias pesadas de abusos, adicciones, conflictos familiares u otro tipo de aberraciones que resultan un tentador currículum en ciertos círculos que se presumen a sí mismos de vanguardia. Abunda por ahí algo fuerte, denso, oscuro, que huele a podredumbre, a una tristeza existencial que les quedó en el tintero y es evidente que no pueden digerir. Frente a un jardín floreciente y fértil como el mío, solo atinan a tirar toda la mierda de sus frustraciones. Mi invisible alambrado y el de tantos otros, los que decidimos con firmeza defender nuestro modo de vida y los placeres inherentes que han hecho de nuestra sexualidad un Edén de flores vivas y aromáticas, impide cualquier contaminación por parte de estas modernas hidras del resentimiento y el fracaso.

   No existe código que castigue las relaciones sexuales de alguna índole dentro de un dormitorio u hotel cuando participan dos o más adultos libres. Esto, que parece tan obvio, es obvio. Si se detuvieran un minuto en reflexionar sobre esta obviedad, se cuidarían un poco más de caer en el ridículo de promover la lucha por el derecho de gozar sexualmente como a uno le plazca cuando nadie cuestiona ni penaliza dicho derecho. Lo que sí puede llegar a ser penalizada es la exhibición pública de la sexualidad. Pero claro que sin la exhibición pública, el narcisismo de los candidatos a líderes de causas no podría expresarse. Y sin la supuesta lucha, tampoco encontraría un lugar entre estos parásitos, la acusación hacia los que somos felices de la manera en que nos gusta, con nuestros propios códigos y de acuerdo a nuestros valores.

   Como considero que mi vida erótica es buenísima, entonces escribo Esta es mi historia, llevo una vida sexual activa que puede ser considerada hard o extrema, pero soy feliz, a mi alrededor mucha gente es feliz y si te interesa te puedo dar unas pistas. A lo mejor, terminamos caminando juntas como sadonautas.  Pero jamás me metería con la felicidad de una persona o pareja que goce de otra forma. Mi libertad no es una neurosis activista por encontrar cadenas ajenas y venderles las recetas para su liberación.

   El goce sexual, hasta en la más multitudinaria orgía, siempre es individual. Es una gloriosa sensación emocional, física y mental. Pero no deja de ser íntima. Podemos intentar comentarla pero nunca transmitirla por completo. Mucho menos, pretender imponérsela a quien goza de otra forma o pretender enseñarla. Eso es resentimiento ante el goce ajeno.  Y el resentimiento es la expresión más sutil del miedo. Tienen miedo. Y su miedo personal y privado es una desgracia pública.

14 comentarios :

  1. Querida, tu entrada me ha maravillado, más aún porque estoy de acuerdo contigo...las personas insatisfechas sexualmente son aquellas que juzgan y critican solo por el mero echo de que a ellos y ellas les gustaría hacer lo mismo pero que por pudor, vergüenza o respetos humanos o vete a saber qué, no lo hacen. Por eso, una forma de sacar las represiones inconscientes a la conciencia es mediante la crítica y el rechazo.

    Besos de Afrodita!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pienso lo mismo Afrodita. A muchos les molesta la libertad y el goce ajenos.

      Eliminar
  2. "El goce sexual, hasta en la más multitudinaria orgía, siempre es individual. Es una gloriosa sensación emocional, física y mental . Pero no deja de ser íntima. "
    Totalmente de acuerdo LadyRoxy

    Lo que hago en mi cama es cosa mía. No necesito reivindicaciones de nadie, ni salir a la calle con la correa puesta. El otro no tiene porqué fumarse mi sexualidad si no le piace.
    Me quedo con esto " Pero claro que sin la exhibición pública, el narcisismo de los candidatos a líderes de causas no podría expresarse."

    Carlacarlita

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu respuesta carlacarlita. Un gusto leerte, como siempre

      Eliminar
  3. Hace muchos años que no veo una pelicula llamada Easy Rider ( en España se titulo Buscando mi destino, en Argentina seguramente tendrá otro nombre) Es una pelicula que representa toda una epoca, hizo ricos a Peter Fonda y Dennis Hopper y avanzó el comienzo del estrellato de Jack Nicholson. Contaba la historia de dos hippies motoristas que viajan libremente por el profundo sur de EEUU fumando hierba y a ritmo de rock an roll ( Born to be wild es un icono salido de este film) Pues bien, hoy día los listillos de turno ( esos mediocres a los que te refieres) suelen decir que ha envejecido muy mal. Pero yo lo dudo muchisimo. Simplemente basta con recordar una conversación a la luz de la luna entre Peter, Dennis y Jack. Jack hacia de abogado estirado que se juntaba finalmente a fuma hierba con ellos. En un momento de la conversación Dennis le preguntaba a jack " No lo entiendo, porque nos odian tanto? No le hemos hecho nada ni nos metemos en sus vidas" y jack expulsando una calada de marihuana y con una lucidez escalofriante le contestaba" No os odian a vosotros. Os tienen miedo. Odian lo que representais...LA LIBERTAD" La pelicula por supuesto no acabo bien para sus protagonistas y yo creo que sigue más de actualidad que nunca. Que ha envejecido? Y una mierda!
    Fantastico artículo Mistress.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gerita, easy rider se llamó aqui tambien Buscando mi destino y la anecdota que cuentas refleja perfectamente lo que quise decir con esta columna.

      Odian mi libertad...y la tuya.

      Eliminar
  4. Perdon...de puro puntillosx..."BUSCO MI DESTINO" se llamó en Argentina..
    Mirando un docuemntal biografico sobre el gran ROGER CORMAN , el productor/director de films clase B que hiizo debutar como ayudantes y directores a COPPOLA, SPIELBERG, JOE DANTE, ZEMECKIS y otras glorias en sus pelis de bajo presupuesto..me entero que BMD iba a ser un proyecto GUIONADO por Nicholson para Corman..RC se hizo el boludo, no le dio la guita que esperaba, y esa es la razon por la que Jack, sintiéndose traicionado, le paso el gion el proyecto a una MAJOR...después, la gloria..

    nini

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. bienvenido en tu puntillosidad, Niní.
      Siempre nos enseñas!

      Gracias

      Eliminar
  5. Buenísimo!!! nunca lo había visto de ese modo, quizás muy en mi inconsciente lo sabia! ahora entiendo a varios! "El resentimiento es la expresión más sutil del miedo" "Odian mi libertad...y la tuya"
    Amén!

    ResponderEliminar
  6. He leido muchas columnas (que merecen publicacion sin dudas!!) pero esta es de las mejores.FILOSA Y ACERTADISIMA GOLPEA UNA Y OTRA VEZ EN EL BLANCO.

    Mis mas sinceras felicitaciones intelectuales

    con afecto,respeto y sumision

    Commendatore

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Conocemos tantos parásitos miedosos y mediocres, no Commendattore?
      Los leemos tan seguido..y pretenden enseñarnos.
      Reconozco que mucho de mi sadismo está en rebajarlos y humillarlos cada vez que puedo

      Eliminar
  7. Leerla a ud es como leer el DON QUIJOTE o ALICIA o LA ISLA DEL TESORO;cada lectura se encuentra algo nuevo, es la característica de los clásicos!!En mi estado y encarnación ACTUAL, me viene de perilla el espejo que me pone delante:"parasito/miedoso y mediocre"!!Espero de todo corazonque este 2015 pueda estar bajo sus botas!! Firmado: ex nini/soblre_la_falda, etc, actual Payaso Trasero Imbecil

    ResponderEliminar
  8. estuviste tantas veces bajo mis botas..y vas a seguir estando, vos, vedetonga berreta....

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...