martes, 12 de marzo de 2013

Don Leopoldo y el Marqués

   dedicada una vez más a Niní - sobrelafalda, inspiración de muchas de nosotras, en el mes de su cumpleaños.
   
   En los inicios del siglo XX, con el despertar de la física cuántica, el físico Ernst Rutherford propuso un modelo para la estructura del átomo que lleva su nombre. Dicho modelo fue posteriormente desechado cuando experimentos posteriores demostraron que la estructura del átomo era diferente de la que Rutherford había propuesto. Sin embargo, la noción intuitiva que la mayoría de las personas medianamente instruidas en el tema tienen sobre el átomo sigue coincidiendo con el modelo de Rutherford.  Así también cuando se habla de sadismo, se piensa intuitivamente aún dentro del BDSM en la definición que nace del concepto expresado por Krafft-Ebbing, quien definió al sadismo como una parafilia, una desviación patológica íntimamente emparentada con el goce mediante el dolor. Este mismo autor también postuló una variedad de perversión sexual en la cual la satisfacción está íntimamente relacionada con el sufrimiento y la humillación. La llamó masoquismo, inspirado en el segundo apellido de Leopold Sacher-Masoch.
   
   A partir de esta interpretación, es que nace de Krafft-Ebbing en adelante el concepto de sadomasoquismo, con lo cual los nombres de nuestros héroes Sade y Sacher-Masoch han quedado indisolublemente ligados, como bailando un tango tristón con letra de psicólogos aburridos y música de charlatanes pedantes. El Marqués, por motivos obvios, no pudo presentar objeciones a este modelo  pero parece que a don Leopoldo no le gustó ni un poco el encontrarse de pronto analizado bajo la fría, clínica, desapasionada mirada de un especialista en parafilias. Justo a él iban a explicarlo mediante la ciencia! a él, un maestro en pintar las más excelsas pasiones románticas con los más vivos tonos de la lujuria y el éxtasis sexual!  
   
  Son realmente Sade y Sacher-Masoch (o sus personajes principales) opuestos intercambiables? 
   
   El primer punto fundamental para entender el error básico de este matrimonio arreglado por conveniencia es el abismo social que los separa. Sade era noble, descendiente de una de las mas antiguos linajes de Francia, y criado como tal, señor feudal con la convicción de que realmente podía disponer de vidas y haciendas de los inferiores. En él y en sus personajes, se da por sentada la superioridad de una clase sobre el resto (su adhesión a la Revolución Francesa puede haber sido una mera cuestión de supervivencia). En cambio Leopoldo, siglo después, es un referente de la sociedad burguesa de su tiempo, hijo de un funcionario, pero sin tener incorporado el concepto del poder que otorga un título de nobleza. El poder en Sacher-Masoch es una sensación que nace de su noción fetichista y romántica, no es una cuestión de noble cuna. Podemos argumentar que Sacher-Masoch no inventó nada pues que un hombre enamorado de una hermosa dama encuentre placer sometiéndose a sus caprichos, no es algo que empiece en el romántico siglo XIX. Pero lo que sigue resultándome inquietante y hermoso a la vez, es la forma poética en que relaciona ese sometimiento con el amor ideal y en todos los recursos típicamente masculinos que suelen utilizar los personajes de sus novelas para atrapar a la mujer que desean y llevarlas a sus territorios fetichistas. En La Venus de las Pieles, ofreciéndole en el famoso contrato hasta su propia vida, Severin logra finalmente que Wanda sea suya.  Aún en los momentos más duros de la novela, hay una constante pasión amorosa en Severin hacia su dama fetiche lo que me genera sentimientos de ternura al leerla, hay algo en él del niño entusiasmado con el juguete que siempre deseó y yo suelo observar en muchos sumisos conductas similares. En Sade, en cambio, el enfoque es totalmente diferente y es ajeno a ese tipo de sentimientos o directamente los niega o ridiculiza. 
   
   Niní-sobrelafalda, al recomendarnos la lectura del prólogo que Gilles Deleuze escribió para La Venus de las Pieles, nos cuenta que  Deleuze emplea varias páginas en sustentar su teoría según la cual descree de la categoría sado-masoquismo, o mejor dicho, descree de la visión habitual según la cual sadismo y masoquismo son opuestos intercambiables. La interpretación que hace de Sade y de Sacher-Masoch es muy diferente. El sádico es algo así como un quebrantador de reglas, que no reconoce otra ley que su propio capricho del momento mientras que el masoquista, visto según el prisma del propio Leopoldo, es alguien que, muy escrupulosamente, pone su libido en realizar un contrato previo donde están muy especificados los derechos y obligaciones de cada cual; del que es sometido y del que somete. En la letra del acuerdo está el morbo de su sometimiento, es como en Fausto dice Niní-sobrelafalda. Esto significa que las razones fundamentales que mueven a los personajes de Sade y Sacher-Masoch son dos sistemas de pensamiento casi opuestos, que pueden intersectarse pero no complementarse totalmente. ..el sádico no tiene ley,  no admite ley mas que su capricho, que a su vez es aleatorio y cambiante pero el masoquista es contractual, quiere firmar (simbólicamente o no) un acuerdo previo de que cosa sí y que cosa no. Según esta visión deleuziana - sobrelafaldista, el sadomasoquismo no existe pues no son homologables los universos de fantasía y de goce del sádico y del masoquista por más que parezcan opuestos complementarios en una primera visiòn. 
   
   Fue gracias a Niní-sobrelafalda y otros grandes de nuestro BDSM local (pocos pero buenos) que yo pude tener acceso a este concepto del sadismo, tan distinto al anterior y mucho más cercano a mi realidad sensual y femenina. En mi interior siempre me reconocí como sádica así como siempre rechacé la utilización del dolor como herramienta de dominación. Como escribí alguna vez, yo domino para darme los gustos y provocar dolor no figura entre ellos. Además, desde la primera vez que asistí a una fiesta con gente del ambiente BDSM, tuve conciencia que no soy ni seré proveedora de castigos ni me interesa el manejo de las técnicas comunes del BDSM porque me alejarían cada vez más del deseado orgasmo dominatrizero que sólo llega cuando Yo soy servida de acuerdo a Mis deseos y caprichos y no cuando tengo que estar atenta a lo que sucede con el otro.
   
   Que nadie se confunda: no me caben dudas que son las concepciones de sadismo y masoquismo de Krafft-Ebbing y sus seguidores las que tienden a prevalecer. La razón es más que obvia: el término sadomasoquista resulta algo tranquilizador para la gente común. Después de todo, una pareja sadomasoquista no deja de ser una pareja que ha consensuado su vida sexual en donde uno da y el otro recibe, de acuerdo  a sus particulares reglas y sus códigos. Los expertos en BDSM repiten, con la aprobación general de sus seguidores Lo único importante es que todo sea consensuado. Se ha frivolizado bastante este concepto de sadomasoquismo, en el que se basa la venta de lencería hot y accesorios varios para parejas que apuestan a vivir una vida sexual más rica mediante el pegame que me gusta pero que no deja de ser un juego sexual consensuado entre opuestos complementarios. Pero si nos atrevemos a ir más lejos, si removemos la hojarasca que tanto psicólogo acumuló desde Krafft-Ebbing para acá, si dejamos de lado a tanto  versero dando vuelta por los foros BDSM y nos atrevemos a emprender un viaje mental para encontrarnos cara a cara con los personajes del Marqués con el fin de reconocernos en alguno de ellos, tendremos que aceptar que hay algo en nosotros mismos, en nuestra psiquis, que está relacionado con la excitación y el placer que nos produce el ejercicio arbitrario y despótico del poder, sea ejerciéndolo o sintiendo su ejercicio por parte de otro. Algo que puede ser muy diferente de lo que muchos están dispuestos a a aceptar en nuestro BDSM de cabotaje, de parejitas acollaradas, de noviecitos jugando con esposas de peluche y jaulitas de cotillón... tan sensato, tan seguro y tan consensuadito. 




24 comentarios :

  1. Snif...gracias por acordarse con afecto e interes de nuestras charlas ...
    Relei hace poco aquella monumental biografia ("SACHER-MASOCH"por Bernard Michel/ed Circe/1992)para ver si lo que recordaba era correcto y sí: el "VON"="de",que implicaba nobleza era real, pero estamos hablando de un título otorgado por méritos militares, de forma "reciente" en el tiempo historico..Los pergaminos de la famila de Sade se remontaban más atrás de las Cruzadas= era "mas noble"..Y repito, con Deleuze: Leopoldo pensaba como un burgues paradigmatico: en la Historia, los privilegios y concesiones que le fue arrancando de a poco la ascendente burguesía a los retincentes nobles y a la Corona en cada país, fueron resultado de pujas plasmadas en ACUERDOS, CONTRATOS Y TRATADOS.. mas claro....

    niní, con amor

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un beso para vos tambien, y gracias por seguir compartiendo e ilustrándonos.
      Quizás Leopoldo, con su contrato, lo que se proponía era retornar a esa situación de "nobleza y plebe" pero la diferencia estaba en que la nobleza se basaba en el poder sensual femenino en lugar de la "noble cuna"

      Un visionario que se adelantó siglos a tantos amorosos sumisos que nos rodean.

      Eliminar
    2. Yo diría que va mucho más lejos ya en la antigua Grecia con aquellos y Pederastia entre militares la tropa sagrada tebana y El Batallón Sagrado de Tebas.

      Eliminar
  2. Que cada uno/a interprete el BSDM como quiera. Resulta que Sade y Sacher-Masoch no eran tan fieros como los pintan.
    Yo me quedo con tu forma de actuar querida Mistree Roxy, no hace infringir dolor para dar placer.
    Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Merceditass....me has interpretado muy bien.
      Por un sado sin dolor, lleno de suavidad, risas, placeres y caricias muy "femmes"

      Eliminar
  3. Excelente articulo. Y muy interesante esa separación entre sádico y masoquista que creo es muy acertada sobretodo hoy en día donde el término unido se aplica a cualquier pequeña variedad del sexo vainilla. Besos Mistress.

    ResponderEliminar
  4. Querida amiga !!!!

    Muito me honrou a sua visita ao meu Blog.
    Obrigado pelo carinho para comigo e meus
    Trabalhos. Seu Blog é também muito bacana.
    Muito interessante, com artigos esclarecedores
    e, elucidativos e de nosso interesse.
    Gostei de tudo que vi. Está de parabéns. Já
    Sou seu seguidor.
    Beijos de luz!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    POETA CIGANO – 17/03/2013

    http://carlosrimolo.blogspot.com
    “Poesias do Poeta Cigano”



    Obs: Gostaria de lhe oferecer, como início de nossa
    amizade, o selinho identificador
    Do meu Blog. no seu espaço. Pegue-o será uma
    Grande para mim!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Mistress Roxy, voy de a poco conociendo su blog y quiero decirle que sus conceptos y opiniones me parecen magníficos. Usted me hace pensar en otro tipo de BDSM, muy diferente a lo que yo estoy acostumbrada a ver.

    De a poco, iré comentando sus columnas y espero algun dia poder conocerla.

    Esta columna me parece riquísima en sus conceptos.

    Con mi admiracion

    Susy Sissie

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Susy, el sado no siempre es lo que otros quieren que sea. Yo te presento una opción, que creo que es SENSUAL y FEMENINA, y por lo tanto mas acorde a Mi realidad

      Y muy adecuada, creo, a las de las chicas sissies, mis amigas

      un beso

      Eliminar
  6. voy descubriendo el blog, y cada vez que leo más, se abren las alas del pensamiento, libertad.
    sado maso, muy pocas letras para definir una pasión, una forma de pensar, de vivir, de tener placer, etc etc
    lo único que me apenaría si la vida se me apaga, es que dejaría de aprender, emoción al leer las palabras escritas en el blog, mentes libres, corazones vivos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me pone muy feliz leer tu testimonio, macklanova. Gracias por responder.

      Eliminar
  7. pasiones románticas con los más vivos tonos de la lujuria y el éxtasis sexual

    ResponderEliminar
  8. Me alegra que alguien aclare que Sacher Masoch y Sade no son las dos caras de una misma moneda.

    Probablemente Sacher fue en el fondo un romántico que deseaba "atarse" a alguien en un anhelo trascendente y espiritual.

    Sade, en cambio fue un tonto y un loco (ya sé que tiene admiradores y que escribía muy bien). Tampoco me parece un filósofo (aunque seguramente fue precursor de alguno posterior).

    Sade fue tonto por pelearse con su suegra, que fue una de la fuentes mas importantes de sus desgracias. También fue tonto por tentar a la suerte y provocar y provocar lo que le llevó a vivir buena parte de su vida en la cárcel y los manicomios. En mi opinión estaba loco.

    Su mérito cual es? Solo denunciar la hipocresía de la época (alguien me dirá que no es poco). Sus relatos de libertinaje sexual no son nada original, eran cosas que ocurrían en su medio y de las que él se hace eco y expone detalladamente. Abusos de la clase noble dominante sobre los pobres desgraciados.

    Como filósofo que propone? Simplemente la ley del mas fuerte, ahora justificada en su "ateísmo". Abusar del mas débil si te apetece y cuando te apetece. Y eso es todo, no hay mucho mas.

    Además ni siquiera sabe gozar en su imaginación. Usa a las mujeres como objetos, con crueldad, las desprecia. Un intelectual provocador, y superficial, como muchos géminis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Abusos de la clase noble dominante sobre los pobres desgraciados."

      Justamente, por eso nos resulta tan excitante. En tiempos de democracia e igualdad, sostener una vida sexual basada en la injusticia y la arbitrariedad, resulta una tentacion irresistible

      Eliminar
  9. Creo que en mi comentario anterior olvidé lo mas importante: decir que Sade fue una personalidad masoquista. Pero no en el sentido freudiano de que "en todo sádico se esconde un masoquista" y viceversa sino en el hecho de que buscaba ser castigado.

    Como buen géminis, Sade fue como un niño, necesitado de límites, y uso la provocación cultural para conseguir su objetivo; ser castigado.
    Y lo consiguió, como buen masoquista. Y por eso, como dije mas arriba, paso buena parte de su vida sufriendo, en la cárcel y los manicomios.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sade como masoquista es una interesante visión para profundizar. Yo creo que sus cárceles también tuvieron que ver con cuestiones políticas; su condición de noble en tiempos revolucionarios.

      Eliminar
  10. En Wikipedia alguien se tomó el trabajo de incluir una buena biografía de Sade, muy respetuosa y bastante completa.

    Queda claro que Sade se puso a su suegra en contra y que este fue uno de sus grandes errores porque se trataba de una mujer con poder.

    Después, Sade, aunque se adhiere a la revolución, vuelve a ser encarcelado. No fue un preso político. Mas bien supo ganarse enemigos poderosos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...